Mejores practicas

5 Argumentos para convencer a tu cliente de que necesita un Community y no un “Sobrinity” Manager

5 Argumentos para convencer a tu cliente de que necesita un Community y no un "Sobrinity" Manager

5 Argumentos para convencer a tu cliente de que necesita un Community y no un “Sobrinity” Manager

Las nuevas tecnologías y las redes sociales son medios sumamente accesibles para la mayor parte de la población. Lo cierto es que cualquiera que sepa usar medianamente bien una computadora puede administrar una cuenta de Facebook, pero eso no significa que la persona en cuestión esté capacitada para llevar adelante el marketing y la comunicación de una empresa. Es en este punto que surge una eterna pelea entre el Community Manager y el “Sobrinity” Manager.

La expresión “Sobrinity Manager” surge de la misma jerga de los CM. Con este término se refieren a todos los parientes y amigos de nuestros clientes que, por ser hábiles recolectores de likes en sus perfiles, creen que tienen todo lo necesario para hacerse cargo de crear la comunidad de una firma. Esto, a todas luces, puede generar graves problemas en la estructura de la empresa.

¿Pero cómo combatir a los Sobrinity Managers?

En principio, la mayor contra que tenemos es que ellos hacen sus tareas de forma gratuita, por canje o, en el mejor de los casos, por una suma muy irrisoria. Por otro lado, debido a la facilidad que existe para tener una cuenta de Facebook, Twitter o cualquier otra red, los clientes piensan que el trabajo de fortalecer una comunidad online no debería exigir gran esfuerzo ni un pago decente, aunque lleve horas y horas de planeamiento.

Entonces, ante estas variables de desprestigio y difícil competencia, te presentamos algunos argumentos más que lógicos para convencer a tu cliente de lo que necesita realmente su negocio es un Community Manager y no otra cosa.

Profesionalismo: Su familiar seguramente sabe mucho de usar redes sociales para sí mismo y hasta es probable que maneje con éxito una fanpage de chistes, pero lo cierto es que una empresa que se precie como tal debe tener personal idóneo frente a un rol que consigue o espanta clientes y esto mismo se traduce en dinero.

Lo barato sale caro: Es un dicho popular que aplica todos los sectores. Si bien es cierto que un Sobrinity cobrará mucho menos que un CM, los resultados también estarán muy lejos de lo esperado. Recuerda que al Community Manager no sólo le pagas por publicar chistes y conseguir likes, sino también por elaborar estrategias de marketing, construir una imagen, analizar estadísticas y, sobre todo, resolver crisis.

Corrección de errores: Un CM es una persona muy proactiva, que busca conocimientos nuevos todo el tiempo porque la tecnología cambia a un ritmo muy acelerado. Es por esto que, además de estudioso y práctico, tiene la capacidad de adaptarse muy bien a las nuevas corrientes. Frente a esto, también suele contar entre sus virtudes con la de reconocer sus propios errores para enmendarlos, lo cual es fundamental. Difícilmente esto ocurra con personas ajenas al sector.

Mala reputación: Si tu Sobrinity Manager no tiene un nivel adecuado de lecto-comprensión, es más que probable que su ortografía también deje mucho que desear. Esto no es así con un CM profesional, ya que la redacción es un pilar fundamental en su formación ¿Contratarías los servicios o comprarías los productos de una empresa que no es capaz de compartir sus mensajes correctamente?

Rendición de cuentas: Si algo bueno tiene el Community Manager es que es metódico, por lo cual te ofrecerá reportes de crecimiento (o fallos), te ayudará a entender las estadísticas y analizará con precisión las conversiones de acuerdo a los objetivos. En definitiva, entregará algo que importa mucho: Números.

mm
Menna Grimal
CM, redactora de contenidos audiovisuales, técnica en Protocolo y Ceremonial y estudiante de Guion para Radio, Cine y TV. Fanática de los medios de comunicación.